Flash Marriage – Capítulo 13: Una noche oscura en la isla (2)

Traducido por Akatsuki

Editado por Ayanami


‘Romance después del atardecer’ interrumpió mis pensamientos: — ¿Qué pasa, te congelaste? Vamos a sentarnos en un bar.

Aunque ‘Romance después del atardecer’ y yo nos conocimos, personalmente, por primera vez, bueno o malo aún éramos conocidos, asentí en respuesta. De todas formas, actualmente estaba muy aburrida y Jiang Li no se dignaría a salir conmigo.

Entonces una chica asiática con un cuerpo de modelo y una cara alegre siguió a “Romance después del atardecer” éste no muy lejos, le dijo: —Adelántate, tengo que ponerme al día con una amiga.

Esa belleza me miraba con curiosidad de arriba a abajo, decidida a que una persona como yo no constituía una amenaza para ella, así que se despidió de “Romance después del atardecer” y se marchó alegremente.

Repentinamente, una sensación de frustración golpeó mi corazón.

“Romance después del atardecer”, mirando a la figura de la reminiscencia de esa belleza dijo: —Me gusta mucho una mujer asiática tradicional.

Miré el cuerpo con bikini de esa belleza y exclamé internamente: Esto en realidad……… ¡¡¡¡¡es demasiado tradicional!!!!!

Después de ‘Romance después del atardecer’ se sentara me senté, pedí un cóctel.

Miré a “Romance después del atardecer” y le pregunté: — ¿Cómo me reconociste?

“Romance después del anochecer” se rio: —Si no te reconocía, tendría que disculparme con la ropa que llevas.

De repente me acordé del apodo impreso en la parte de atrás de mi camiseta y me percaté. Así que en ese momento “Romance después del atardecer” no lo había adivinado. Si lo hubiera negado abiertamente, entonces habría evitado…….

Pero, todavía sentía como si estuviera soñando, como si estuviera en trance, después de todo, había demasiadas coincidencias, las suficientes como para hacer que la gente dudara de sí están en un sueño increíble o no.

“Romance después del atardecer” me vio estupefacta, y me golpeo un poco con el codo, dijo: —Hey, ¿qué estás pensando?

Yo: —Nada, no puedo creer que haya sido por casualidad.

Romance después del atardecer, muy orgullosamente dijo: —Es el destino, si es así, incluso a miles de kilómetros de distancia, todavía podría reconocerte, se trata de nosotros.

Realmente me sentía impotente frente a tal destino.

Romance después del atardecer continuó: —Mi nombre es Wang Kai, ¿cuál es el tuyo?

Su nombre no le quedaba. Me preguntaba, ya que Dios quiere que nos encontremos aquí, el destino es, realmente, una cosa extraña, realmente no me atrevería a tener una opinión más, así que generosamente dije mi nombre: —Mi nombre es Xiao Guan Yan.

Wang Kai oyó mi nombre y comenzó a reír: —Xiao Guan Yan, ¿eh? También conozco a una Xiao Guan Yan, es realmente una gran coincidencia, ¿por qué no te la presento?

Sentí que, sinceramente, estaba tratando de familiarizarse conmigo así que le dije: —No es necesario. —Lo necesario era saber más sobre él.

Con una sonrisa más grande me dijo: —Sabía que no me creerías, pero de nuevo como ambas son mujeres, no tienes que conocerla.

Su tono no era muy caballeroso, estaba segura de que debía haber engañado a esa otra mujer. Parecía que el joven maestro delante de mis ojos era un mujeriego en la vida real, viviendo una vida privada muy emocionante o podría decir una vida privada muy caótica.

Esos hombres, aunque no eran mi gusto, generalmente eran conocidos por “avanzar y retirarse” y no avergonzar, unilateralmente, a ninguna mujer. Las mujeres que se encuentran con este tipo de hombres, siempre y cuando fueran cuidadosas, no sufrirían daños. Por supuesto, si su personalidad era muy corrupta, entonces no había nada que discutir.

Wang Kai vio cómo estaba sentada en blanco, con un tono desagradable, dijo: —Estás pensando de nuevo, ¿crees que tengo intenciones hacia ti?

Tosí un poco para ocultar mi vergüenza y dije: —No.

Sonrió descuidadamente y dijo: —Lo que piensas no importa, de todas formas si tengo intenciones hacia ti.

No podía soportar este tipo de gente descarada, no tenía otra forma más que decir: —No me gusta ese tipo de chistes.

—Entonces debemos cambiar de tema. —Él estaba a punto de decir algo cuando de repente su teléfono sonó, sacó su teléfono móvil y dijo: —Disculpa, debo tomar esta llamada.

Incliné la cabeza y comencé a sorber mi cóctel, regocijándome secretamente a cerca de la factura que este tipo tenía que pagar. Ya sabes, los llamadores chinos que reciben llamadas en Maldivas, tienen que pagar veinte dólares por minuto.

Sin embargo, debido a mi actitud de ‘no angel’, más tarde, tendría que pagar un precio enorme.

♥ ❤ ♥

<Capítulo Anterior                Siguiente Capítulo>

★Capítulos★

Anuncios

Un comentario en “Flash Marriage – Capítulo 13: Una noche oscura en la isla (2)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s