DokiDoki Renai – Capítulo 8: El campo de entrenamiento, la luz de luna y las palpitaciones (2)


Las agrupaciones se deciden por sorteo. En pocas palabras, nos dividimos en parejas de hombres y mujeres. Increíble. Muchas gracias, Dios-sama, Buda-sama, antepasados-sama y los otros dioses-sama.

Aunque no sé si el Príncipe y Mitsuki terminarán juntos, pero el Príncipe definitivamente no se unirá a ella si no es por la lotería. Así que es mejor que el emparejamiento sea decidido por la lotería.

—Bien chicos, por favor acercan y se alinean aquí ~

Sosteniendo la caja con los boletos de la lotería, Yurino-sensei agitó su mano derecha para reunir a los participantes. Rodeado de estudiantes varones, Sensei que no era alto desapareció entre la multitud.

Voy a ir último ya que estoy bien con cualquier persona que sea mi socio. Con eso en mente, fui a la parte de atrás y esperé que la línea se despejara.

Además, desde el punto de vista de una chica, en vez de un tipo de aspecto medio como yo, probablemente prefieren agruparse con un ikemen como el Príncipe, Kaname o Soutarou. A la chica que se convertirá en mi socio, pido disculpas por adelantado.

—Sakurai-kun es el último.

—Ah, hai

—Mako-chan, ¿cuál es tu número? ¿Cuál es tu número?

Poniendo mi mano en la caja, agarré un trozo de papel.

El número en él era 12.

—Tch ~, 12, eh. Es diferente de la mía.

Robando una mirada a mi papel, Kaname se encogió de hombros con decepción.

—¿Qué has conseguido, Soutarou, Kiritani?

—Mako, yo, tengo el número 12!

—Ah, estoy con Soutarou, ¿eh?

La expresión de Soutarou brilló en un instante. Abrumado de emociones, se acercó a mí. Incluso mientras pensaba que él no tenía que estar tan encantado, me di cuenta de que ser abrazado por él no se sentía tan mal.

Por otra parte, el príncipe estaba en un mal humor de su sorteo. Miró a Soutarou y yo con los ojos entrecerrados. Espero que no diga cosas como querer ir a casa.

—Mako-chan, ¿cuál es tu número? No pude encontrar a la persona con el mismo número que yo.

Mitsuki, que llevaba una camiseta de manga larga con pantalones largos, se acercó.

Mitsuki estaba sujetando un pedazo de papel con ambas manos empuñadas fuera de sus mangas demasiado largas, dando una sensación de moe¹. Realmente no pude evitar pensar que ella es un ángel mientras me miraba con los ojos hacia arriba.

Muy astuto, tan astuto y lindo.

Sin embargo, sus especificaciones de encanto todavía están bajas. Está bien, Mitsuki tiene el potencial de crecer indefinidamente. Debo convertirla en una mujer de altas especificaciones para que pueda convertirse en la princesa del príncipe. Por el bien de Mitsuki y por mi bien, onii-chan trabajará duro.

Empujé mis gafas hacia arriba como yo, una vez más experimentado ternura de Mitsuki.

—Ah, tengo 12, junto con Soutarou. ¿Tú?

—Soy el número 7 …

—Kaname y Príncipe, ¿qué eran los suyos?

¡Que el Principe tenga el mismo número!- Le pregunté a Prince mientras rezaba que dibujara el número 7.

—….. 7

—¡¿7?! Kiritani, ¿tienes el 7?

No creo que fuera mi imaginación que mi voz sonara extraña. No puedo evitar que me sienta tan conmovido.

Mi deseo fue escuchado. Es  verdad, Dios-sama de los juegos otome concedió mi deseo.

Hice una pose de victoria en mi corazón en el momento en que escuché el número del  Príncipe. El flujo finalmente giró en la dirección de Mitsuki y el Príncipe.

—Ah, estoy como pareja de  Kiritani-kun. Por favor cuídame.

—Ah.

Según mi investigación, Mitsuki no puede manejar las cosas de terror.

Durante la prueba de valentía, Mitsuki  dirá “Para ser honesta, soy mala con cosas como fantasmas …… tengo miedo …” entonces el Príncipe respondera “No se puede evitar, puedes sostener mi mano”. Algo así podría suceder.

Detrás de mí, Kaname estaba diciendo algo como, “¿Dónde está mi pareja?”, Pero no tengo tiempo para eso. En este momento, estoy muy ocupado.

—Ya veo, Mitsuki está junto con Kiritani. Ahora puedo tener  algo de paz mental. Kiritani, Mitsuki no puede manejar cosas como fantasmas o la oscuridad, así que dale una mano, esta bien.

—Gee, Mako-chan, detente. Kiritani está preocupado.

En cuanto al Príncipe que fue incitado por las palabras de Mitsuki, me estaba mirando con el rostro inexpresivo de costumbre.

Ni furioso ni enfadado, como un gato abandonado, simplemente me miró con sus grandes ojos vacilantes.

Mirando hacia esos ojos, sentí que estaba haciendo algo malo. Más dolorosa que cualquier otra palabra, esta acción se mete profundamente en el corazón.

—Kiritani……

—Makoto, deja a Sakurai para mí

—Un. …… N? Ue?!

La esquina derecha de su boca se alzó cuando una sonrisa apareció en la cara del Príncipe.

Debido a las sorprendentes palabras que salieron de esa misma boca, involuntariamente solté un extraño sonido.

Justo cuando pensaba que a esta velocidad, la situación se desarrollaría mal y que se enfadaría o querría irse, ¿qué eran exactamente esas palabras que el Príncipe acaba de decir?

—No dejes salir un sonido tan extraño.

—Porque no esperaba que dijeras algo así.

—Bueno, ¿no es porque Makoto estaba preocupado por Sakurai?

Me metí en un buena confusión cuando el príncipe me lo preguntó con una cara seria.

Francamente, estaba realmente preocupado por Mitsuki. Más bien, estaba más nerviosa por el Príncipe coqueteando con ella.

Pero como se esperaba, no puedo decir tal cosa.

—Un,bueeeno, eso es correcto

—Si es así, protegeré a Sakurai.

Mitsuki, que había estado escuchando silenciosamente las palabras del Príncipe se sonrojó. El príncipe entonces caminó indiferente hacia el punto de partida de la prueba de valentía, después de emitir tales palabras impactantes.

¿Qué, tal vez porque el  Príncipe es un príncipe, además de su acostumbrada cara y atmósfera, las declaraciones como estas salen de él inconscientemente?

—A cambio, me debes una.

—Eh, ah, un

Con su habitual rostro serio y sin emoción  donde es difícil captar su expresión,  él afirmó levantando su dedo índice.

Siendo empujada por un impulso incomprensible, yo asentí por reflejo.

—Vamos, Sakurai.

—Ah, un

Vi a los dos que se fueron caminando hacia el punto de partida de la prueba de valentía con mis ojos.

Parecían charlar sobre algo. Aunque el príncipe era inexpresivo, Mitsuki sonreía.

—Soutarou, ¿no es hora de que nos vayamos también?

—¿Eh?

Casualmente le di unas palmaditas en el hombro, pero él se sorprendió mucho más allá de mis expectativas. Estaba tan sorprendido que era como si hubiera 5 signos de exclamación al final de su expresión. Su cuerpo también surgió de una manera divertida.

—¿Por qué dices “Eh”, no debemos dirigirnos hacia la prueba de valentía?

— Prueba de valentía …… U-Un. Vamonos

Soutarou sonreía tan fuerte que sus mejillas se crisparon, ¿él está bien?

Ahora que lo pienso, Soutarou no había hablado ni una palabra desde entonces. A juzgar por sus palabras desde que el tema cambió a prueba de valentía, lo único que me viene a la mente es que está tratando de afirmar lo feliz que se sentía al estar en el mismo grupo que yo?

Mirando a Soutarou, estaba temblando por los gritos ocasionales que salían en dirección del edificio de la escuela, ruta parte de la prueba de valentía.  A juzgar por esta reacción ¿podría ser…?

—¿Tienes miedo por la prueba de valentía?

—¡Eh!

—¿Entonces tienes miedo?

Soutarou no dio una señal de asentimiento. Aunque no lo hizo, su rostro reveló su obvio temor hacia la prueba de valentía.

Su temor por la prueba de valentía podría ser inevitable, pero si es así incluso antes de comenzar, entonces no hay forma de que lo disfrute más tarde.

—No tienes que obligarte a venir si tienes miedo, no es demasiado tarde para que volvamos ahora.

Después de todo, he logrado mi objetivo. No tengo reparos en volver ahora.

—No, estoy bien. Tengo la sensación de que puedo hacerlo si Makoto está conmigo

—Yo no puedo hacer cosas como purificar o exorcizar los espíritus, lo sabes.

—Lo sé. No lo dije de esa manera.

Agarrando el brazo de Soutarou, lo arrastré hacia el punto de partida de la prueba de valentía. Él me permitió tirar de él sin resistir y llegamos al punto de partida.

¿Está realmente bien participar después de todo? No me importa si Soutarou quiere hacerlo, pero está bien que se detenga si está asustado. No es que me guste la prueba de valentía mucho y tampoco tengo miedo de los fantasmas.

Sin embargo, yo también podría traerlo a la meta ahora que estamos aquí. Afortunadamente, no tengo miedo de cosas espirituales o oscuras.

—Entonces, desde que Kiritani proteja a Mitsuki, protegeré a Soutarou. Es una broma

—…..-!!!

Es nuestro turno después de dos parejas más.

Soutarou sostenía los puños del jersey de manga larga de color rojizo, que yo llevaba puesto. El Jersey se estirara si tiras tan fuerte.

Detrás de mí, Soutarou finalmente cayó en completo silencio. ¿Qué debería hacer? Está bien renunciar a mitad de camino si no puede durar hasta el final. Está bien. Vamos a hacer eso.


  • ¹Original: 萌え袖 Moe sode o moe mangas. Las mangas son más largas de lo habitual, yendo más allá de la muñeca, dando una sensación de moe.

♥ ❤ ♥

<Capítulo Anterior                Siguiente Capítulo>

★Capítulos★

Anuncios

2 comentarios en “DokiDoki Renai – Capítulo 8: El campo de entrenamiento, la luz de luna y las palpitaciones (2)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s