Burikko – Capítulo 8: 7 años de edad – Q de corazones


Yo, que era un estudiante de secundaria, estaba constantemente controlada por las miradas y opiniones de los que me rodeaban, hábilmente seguía la corriente y vivía guiada por esta.

Para que yo pudiera verme incluso un poco mejor para los demás, presté atención nada más que a los ojos de los otros y no hice nada más que mantener las apariencias.

Pero, ¿qué significado tenía eso?

En este mundo, no había significado en el ser “razonablemente bueno”.

Desde que tenía tres años hasta los cinco años, evité mirar la realidad y no viví más que por mis deseos y caprichos.

Si yo aceptara este mundo en el verdadero sentido de la palabra, no habría manera de que estuviera bien permanecer así.

Estoy reflexionando sobre mis acciones.

La forma en que he estado actuando hasta ahora no es buena.

Si no cambio, mis deseos no se harán realidad.

Hasta ahora, ¿alguna vez he dedicado mi cuerpo y mi alma a algo?

No prestar atención a la adulación de los demás y sinceramente enfrentar la realidad sin huir…

En este momento, estoy estudiando magia de todo corazón. La cantidad de estudio es incomparable a cualquier cosa que haya hecho antes.

No quiero sentirme de esa manera otra vez. No quiero desesperarme debido a mi falta de poder.

Sin estar contenta con sólo las tareas dadas por mi tutor, sinceramente leyendo libros de magia desde la mañana hasta la noche y de vez en cuando apareciendo en el Edificio Mágico…

Aimée y los otros sirvientes se alejaron de mí debido a mi entusiasmo.

Pero no me importa si la gente se aleja de mí. He decidido no preocuparme más por los ojos de los demás.

Si no lo hago, por no hablar de Royce-sama, ni siquiera podré protegerme.

En el incidente que ocurrió el año pasado en la ciudad del castillo, si lo hubiera estropeado, Royce-sama, Achille y yo habríamos muerto. No dejaré que algo así vuelva a ocurrir.

Si no manejo la magia mejor que nadie… Si no me vuelvo lo suficientemente fuerte como para proteger a mis seres queridos de todo el mundo…

A pesar de que se supone que este es el mundo de un juego otome, no hay punto de salvado, loading o restart.

—- Este mundo es mi realidad.

Me sentía impaciente.

Proteger a Royce-sama de la destrucción no era algo tan simple.

No estoy segura sí podrán entender mi entusiasmo, pero cuando cumplí siete años me permitieron trabajar en el Edificio Mágico.

Mi trabajo en el Edificio Mágico era ser un aprendiz “Rojo”. Era un trabajo dentro del grupo de magos vestidos de rojo que vi en el castillo antes.

El color de la ropa usada por los magos que trabajan en el castillo dependía de sus trabajos.

“Azul” era un trabajo de investigación mágico, que implicaba el desarrollo de nuevas variedades de magia, artículos o medicina.

Los “negros” trabajaban como guardias de las personas de influencia.

“Rojo” tenía más personal y eran los responsables de todo el trabajo no cubierto por “Azul” o “Negro”.

Hacer cosas como resolver problemas que surgieran en las ciudades y pueblos del país, dirigiéndose a ciertos lugares para hacer inspecciones mágicas, eliminando monstruos que molestaran a los ciudadanos; era un trabajo bastante agitado.

Parece que incluso monstruos aparecen en este mundo. Es en serio demasiada “fantasía”.

En su mayoría viven en lo profundo del bosque o en las cuevas; lugares oscuros sin presencia humana y si vivías normalmente en una ciudad, casi nunca verías uno.

No aparecieron en el escenario del juego otome.

Si algo así como monstruos aparecieran en la academia, sería indudablemente un incidente importante, así que eso es básicamente el final de la historia, pero…

A partir de simples inspecciones, eventualmente construyendo mi camino exterminando monstruos de clase baja, estaría aprendiendo los trabajos de “Rojo”, poco a poco.

Durante este tiempo, se aseguró de que Royce-sama tuviera guardias adultos capaces con él.

Como era de esperarse, proteger al príncipe no era un trabajo que pudieras dejar a una niña de seis años, así que hasta que entremos en la academia, no había necesidad de que me quedara con Royce-sama. Mi contacto con él se limitaba a visitarlo algunas veces a la semana.

Parece que Achille también estaba trabajando en un simple trabajo de administración, realizando pequeñas labores. Eso era porque él era un aprendiz como yo.

Mientras vivía así, un día tuve un encuentro.

Un encuentro con el enemigo de Royce-sama que aparecería durante la ruta de K de Espadas; La rival de la heroína, la Q de Espadas.

Mei Zakro, la Q de Espadas, era fiel sirvienta del hijo del hermano menor del rey, el K de Espadas

Ella y su hermano gemelo menor sirvieron como los guardias del K de espadas.

Mei era una mujer taciturna que seguía fielmente sus órdenes, revestida con una misteriosa aura y entre los rivales era la que tenía la mejor personalidad. Por cierto, quien tenía la peor personalidad era Camille.

Después de todo, Camille estaba celosa de que la heroína estuviera creciendo cerca del K de Corazones del que estaba enamorada unilateralmente y era una rival que acosaba a la heroína tanto como fuera posible.

Sin embargo, cuando se trataba de Mei, debido a que el amor por su señor era demasiado fuerte, ella corrió salvaje y persistentemente tratando de deshacerse de la heroína que estaba engañando a su señor.

Una vez que la heroína completó la ruta de K de Espadas, el hecho de que Mei trató de dañar a la heroína fue revelado y fue despedida, y así se convirtió en desconocido lo que le pasó.

… Hasta el final, seguía siendo una rival algo misteriosa.

Esa Mei Zakro estaba ahora gritando en medio del pasillo.

—¡FUAAAAAAAAAH, ¡NOOOOOOO! ¿DÓNDE ESTÁS?

Esa misteriosa, devota a sus deberes, belleza silenciosa es también de la misma edad que yo ahora mismo. No hay rastro de misterio aquí.

—Así que Mei estaba trabajando desde una edad tan temprana también, huh…

Su pelo azul profundo y su piel oscura eran como en el juego y las lágrimas se desbordaban sin cesar de sus ojos dorados.

El enemigo era una pequeña niña… Podría ser molesto involucrarse.

No tengo ni idea de qué hacer con los niños cuando lloran.

Pero me sentiré culpable dejándola sola también. Y también parezco una niña, ahora mismo…

—¿Qué pasa? ¿Estás buscando a alguien?

—¡WAAAAAAAAAH!

Al igual de lo que Achille me hizo recientemente, traté de darle palmadas en la cabeza. Parece que fue eficaz y los sollozos de la chica disminuyeron un poco.

Sólo por conocer su futuro yo, ver su cara llorosa se siente muy mal.

—¿Dónde estaaaaa, Raiga-sama?

—Ehh…

Parece que está buscando a su maestro Raiga Transbaal; En otras palabras el K de Espadas.

¿Tiene Mei todo el AMOR ♥ por su maestro a esta edad tan joven?

Pero wow, realmente es demasiado raro ver esta brecha entre la siempre tranquila, misteriosa Mei del juego y la Mei de ahora mismo.

—¿Estás buscando a Raiga-sama?

—Uuu… tuve una siesta en la tarde y luego Raiga-sama se había ido… (sollozo)

Mei y siestas de la tarde… Realmente es una combinación que no coincide.

Me quedé a su lado por un rato para reconfortarla, así su llanto se calmó mucho.

Después de un tiempo llegaron los sonidos de golpeteo de varias personas que bajaban al otro extremo del pasillo.

—¡Meii!

En un instante, pude decir quién era el propietario de esos pasos… Qué preocupante.

—¡Raiga-sama!

Ante mis ojos estaba el K de Espadas, el enemigo de Royce-sama, Raiga Transbaal. Porque él es primo de Royce-sama, él es un ikemen también, pero esa atmósfera abrumadora suya no es ni un poco amistosa.

Detrás de él estaba el hermano gemelo más joven de Mei, el J de Espadas Kai Zakro, quien permanecía allí pasando desapercibido como el aire.

Con su cara aún sucia de llorar, Mei le alcanzó su mano.

—¿Por qué estás en un lugar como este…? Te dije que no salieras de la habitación, ¿no?

—Fueeh, porque cuando desperté, Raiga-sama no estaba allí.

—Mei… No deberías… molestar a Raiga-sama…

¡Ah! A pesar de que es joven, el hermano pequeño está hablando como en el juego. Kai el hermano pequeño, era taciturno y misterioso como su hermana mayor.

—Tú. ¿Qué le hiciste a Mei?

Raiga me fulminó con la mirada, a quien se había reducido a mera decoración.

Cuando lo hizo, Mei agarró el brazo de Raiga y sacudió la cabeza de lado a lado en protesta.

—¡La Oneechan rosada no hizo nada malo!

Espera, ¿es “la Oneechan rosada” referido a mí? Ciertamente no di mi nombre, pero…

—¡Ella me escuchó cuando lloraba!

—¿Es eso así…?

Raiga hizo una expresión complicada. Estaba revestido con un aura de difícil acceso, pero esta expresión suya tenía algo amistoso.

—Eres… el parásito de Royce, ¿verdad?

¿Él sabe sobre mí? La red de información del hijo del príncipe real es increíble, huh…

Es aún mejor que ser llamada una aduladora, supongo.

—No soy un parásito; soy su futura guardiana, ¿sabes?

—Como si me importara… ¡Oi, Mei! ¡No limpies tu moco en mi ropa!

La dignidad del hijo del príncipe real está siendo arruinada.

Como pensé, siento que realmente no entiendo su relación.

—¿Mei-chan siempre tiene este tipo de personalidad? A primera vista, ella parece del tipo tranquilo, pero…

“¿Podría ser…?” Me preguntaba sobre una cierta posibilidad en mi corazón.

Raiga podría saber algo al respecto.

El que reaccionó a mis palabras no fue Raiga, sino sorprendentemente Kai.

—Tú… ¿Qué… sabes… sobre Mei?

No sé de dónde la sacó, pero tenía una larga aguja en una mano.

Oi, oi, ¿estás intentando amenazarme con un arma mortal? Estamos en un corredor usado por otras personas, ¿sabes?

Los gemelos Mei y Kai eran personajes que parecían dóciles, pero eran propensos a recurrir rápidamente a la violencia.

—Detente, Kai.

Controlado por su señor, Kai se retiró fácilmente. Realmente se siente como el tipo “por orden de mi señor”, huh.

Después de asegurarse de que Kai enfundaba su arma, Raiga se volvió hacia mí y habló.

—Mei ha sido así desde que la conocí. No hagas quejas extrañas.

—…Lo siento. Sólo pensaba que eran una pareja de gemelos no muy parecidos.

—Sólo porque son gemelos, no significa que su personalidad tiene que ser la misma, ¿verdad?

—Tienes razón…

—Volvámonos

—¡Sí!

Dejando atrás a la paralizada yo, Raiga se fue con los gemelos a cuestas.

¿No sabe Raiga o fue una actuación?

Pero Kai sabe algo seguro.

No puedo decir nada, ya que sólo sé cómo era ella en el futuro, pero tal vez Mei es una humana del mismo lugar que yo…

No tengo ninguna confianza en eso sin embargo…

♥ ❤ ♥

<Capítulo Anterior                Capítulo Siguiente>

★Capítulos★

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s